• 1

La convicción de paz de las FARC EP no es la traición, la rendición o la desmovilización cobarde a cambio de algo personal, tal y como lo pretende este régimen oligarca y fascista bombardeando  a diario a través de sus manipuladores medios de comunicación.

Desde el inicio de los diálogos de paz, las FARC-EP han insistido en la necesidad de pactar un cese bilateral de fuegos y hostilidades, a fin de generar el mejor ambiente de confianza y amainar los dolores de la guerra que sufre el conjunto de la población. Siendo consecuentes con esta postura, de manera unilateral se han declarado ceses de fuego y hostilidades por cuatro ocasiones, sin siquiera haber observado en el gobierno una actitud de reconocimiento, mucho menos de reciprocidad; más bien se ha obtenido la descalificación de altos funcionarios de Estado, incluyendo al parlanchín Ministro de Defensa Juan Carlos Pinzón y a varios mandos militares.
La semana que termina, de paso por Madrid, el Presidente Santos sacó provecho del destacado papel de James Rodríguez y Carlos Bacca, que juegan respectivamente en el Real Madrid y el Sevilla de España, hablando de ellos como la expresión de una Colombia alegre, próspera y con fe en su futuro. Los colombianos hoy entran a las elites de la excelencia como proyección de un país moderno que pisa fuerte en los escenarios globales, afirmó categóricamente.

El Presidente emplea de mil modos la bandera de la solución civilizada al conflicto armado. Manifiesta su devoción por figurar en la historia como el hombre que consiguió la paz. Riñe incluso con los declarados defensores de la solución militar. Pacta con la insurgencia una Agenda sobre la cual realizar conversaciones definitivas. Se ufana de los avances alcanzados y habla de perseverar. Hasta promociona en el exterior el post conflicto.

Los que de una u otra manera hemos resistido y combatido la ferocidad del régimen oprobioso que caracteriza el Estado colombiano, no esperamos de este la más mínima muestra de sensatez u objetividad en cuanto los hechos que ocurren en medio de la confrontación social, política económica y armada en la que está sumida el pueblo colombiano.

Videos