• 1
Cierra sesiones el ciclo 33 con un fuerte respaldo internacional al proceso de paz, con el encuentro en La Habana además, de los guerreros y contendientes -generales y jefes insurgentes-, no para desatar el fuego de letales ofensivas, sino para disparar con pasión irrefrenable todo el arsenal de su esperanza de paz. Y como remate de una jornada memorable, en la que también tuvo lugar de manera exitosa la tercera audiencia de género, los plenipotenciarios de las partes entregamos hoy al país un acuerdo humanitario que inicia la limpieza y descontaminación de nuestros campos de minas y restos explosivos de guerra que busca eliminar los riesgos que ellos representan para la integridad física de la gente humilde que labora la tierra y de los combatientes mismos, que con este gesto avanzan en el desescalamiento de la guerra.
ACUERDO SOBRE LIMPIEZA Y DESCONTAMINACIÓN DEL TERRITORIO DE LA PRESENCIA DE MINAS ANTIPERSONAL (MAP), ARTEFACTOS EXPLOSIVOS IMPROVISADOS (AEI) Y MUNICIONES SIN EXPLOTAR (MUSE) O RESTOS EXPLOSIVOS DE GUERRA (REG) EN GENERAL.
 
En el marco del desescalamiento, para avanzar en la construcción de confianza y con el fin de contribuir a generar condiciones de seguridad para los habitantes que se encuentran en zonas de riesgo por la presencia de minas, artefactos explosivos improvisados, municiones sin explotar y restos explosivos de guerra,  y de dar garantías de no repetición a las comunidades, el Gobierno y las FARC-EP hemos acordado solicitar a la organización Ayuda Popular Noruega (APN) liderar y coordinar la implementación de un proyecto de limpieza y descontaminación por MAP, AEI y MUSE o REG
El numeral tercero del punto 3 de la Agenda, que hace parte del Acuerdo General para la terminación del conflicto y la construcción de una paz estable y duradera, suscrito entre los delegados del Gobierno de la República de Colombia y las FARC-EP el 26 de agosto de 2012, expresa que la discusión de dicho tema es un proceso integral y simultáneo, que implica entre sus varios aspectos que “el Gobierno Nacional coordinará la revisión de la situación de las personas privadas de la libertad, procesadas o condenadas, por pertenecer o colaborar con las FARC-EP”.
Desde las FARC-EP les damos la bienvenida con un abrazo como expresión de afecto; saludamos a la Delegación del gobierno, a las y los representantedes los países garantes y de los países acompañantes, igualmente a la invitada representante de ONU MUJERES. Queremos decirles  a todas las mujeres de Colombia, hoy vísperas del 8 de marzo, que la paz con justicia social no sólo es una posibilidad cierta, sino una realidad tangible. Nosotras y nosotros estamos haciendo un esfuerzo enorme; hemos decretado un cese al fuego unilateral indefinido y eso es una prueba irrefutable de nuestra voluntad inquebrantable  de paz con justicia social.
Nos reunimos de nuevo tras haber tenido la ocasión de compartir con usted en el día de ayer sobre los avances del proceso de paz. Ha sido muy grato para nosotros poder intercambiar también en el día de hoy algunas ideas al respecto.
Señor Annan, usted, como persona que nació en el tercer mundo y ha tenido las vivencias de la exclusión, la miseria y las injusticias que padecen nuestros pueblos, puede dar testimonio sobre la naturaleza del derecho a la rebelión, de la legitimidad de aquella potestad inscrita en la naturaleza humana, explicada y difundida por patriarcas y filósofos de todos los tiempos, y reconocida de manera expresa por la Declaración de los Derechos del Hombre y el Ciudadano en 1789.

Videos