• 1

Además de justicia por sus muertos, los movimientos de víctimas también están reclamando programas de generación de empleo, educación superior y vivienda. Reconocen que el progreso ha sido “lento” pero están resueltos a seguir luchando, “haciendo propuestas, tratando con lo poco que nos brinda la ley, para realizarlas y lograr que las víctimas gocen de esos derechos”.

Las comunidades de esta región, altamente marcada por la violencia, son conscientes de que dicho acuerdo de paz no solamente significa el fin del conflicto armado y el silencio de los fusiles, sino también el inicio de la solución a las problemáticas sociales que a diario se viven en la geografía colombiana.

 

 

Es de resaltar que el delegado de la Unión Europea, Eamon Gilmor, es el ExViceprimer ministro  y Ex Titular de Asuntos Exteriores y Comercio de Irlanda, quien además, en 2015 recibió la misión de relacionarse con todas las partes en Colombia para facilitar la coordinación de las acciones e iniciativas de la Unión Europea en apoyo a la paz, encabezó el desembolso de más de 2,3 millones de euros para financiar dos proyectos de protección a defensores de derechos humanos en Colombia.

 

Lo único que se desprende con claridad de las declaraciones de Sara Morales es que hace una década que desertó de las FARC. Sorprende que habiendo tenido en filas dos hijos engendrados por combatientes, afirme que a todas las mujeres embarazadas se las obligaba a abortar. La guerra ya terminó y no quisiéramos hablar así de estas cosas, pero a veces es necesario.

 

 

Los tiempos del presidente y de las FARC son distintos: el presidente no tiene afanes, le pasa lo del partido Colombia Perú, que se dedicaron a dejar pasar el tiempo, lo mismo le pasa al presidente él tiene el sol a sus espaldas, lo único que le interesa es dejar que el tiempo corra hasta que le llegue el fin del mandato, pues ya obtuvo su premio nobel de la Paz, pero le está quedando grande ayudar a construir la PAZ para los Colombianos.

Videos